in , , ,

UN VIOLADOR EN TU CAMINO por Jorge Mijangos II

La Sagrada Escritura dice que el hombre y la mujer son iguales.
Es decir, ambos son creados a imagen y semejanza de Dios.
Dios, en el principio, creó a la mujer con un rol: ser ayuda idónea del hombre . La mujer fue hecha para corresponder a la necesidad del hombre como ser social pues “no era bueno que el hombre estuviera solo”.
El matrimonio se constituyó así como el vínculo sagrado entre un hombre y una mujer para la compañía mutua,la procreación, la protección e instrucción de la descendencia y la glorificación de
Dios en una vida de santidad y pureza (Heb.13.4).
Dentro del matrimonio, Dios ordenó que el hombre cuidara, respetara y educara en la verdad a su esposa e hijos haciendo lo que fuera necesario (Ef.5:25-30), y que la mujer respetara y se sometiera a su esposo, y cuidara de su hogar (5:22-24). La suma de lo anterior fue asentada así: “En todo caso, cada uno de vosotros ame también a su mujer como a sí mismo, y que la mujer respete (literalmente el texto dice “que tema”) a su marido” (v.33).
No importaba lo que los griegos y judíos hubiesen creído que era el matrimonio según sus tradiciones y costumbres. Era irrelevante que la mujer hubiera tenido históricamente una posición de escaso reconocimiento. Dios mandaba que el amor por las esposas fuese como el amor de Cristo por la Iglesia (v.25). Este era el nuevo estándar.
Esto significa que el himno feminista “Un violador en tu camino” ha partido desde una premisa completamente falsa de lo que es bueno y lo que es malo.
Su criterio acerca de la moralidad, el matrimonio, y el hombre y la mujer adolece de verdad.
Porque no puede ser malo lo que Dios ordenó en su Palabra.
No puede ser opresión lo que Dios llama salvación (1 Ti.2.15).
El embarazo no es un medio de control de la mujer ni el hijo en el vientre es un producto cuya vida le pertenece (pertenece a Dios).
Tampoco es violencia machista el liderazgo del hombre en la familia.
Ni es tiranía patriarcal la obediencia de los hijos a sus padres.
La protección del hombre sobre la mujer no es generador de una nueva “clase social oprimida” ni el cuidado del hogar es “trabajo gratuito y explotación”.
La heterosexualidad no es una estrategia de dominio sobre la mujer sino el diseño de Dios en este mundo.
Todo lo que el feminismo dice sobre el patriarcado está encontrado con la doctrina cristiana. Porque el feminismo no se refiere a casos de abusos particulares de este orden divino para el hombre y para la mujer. El feminismo dice que este orden divino, practicado como sea, está mal.
Esta incompatibilidad entre la fe cristiana y el patriarcado feminista solo nos puede llevar a concluir que este feminismo es un producto de Satanás que intenta destruir los fundamentos cristianos para la vida familiar y social.
Por eso, en lo único que tienen razón es que la Iglesia es un obstáculo que tienen que vencer antes de lograr que sus ideas tengan éxito en nuestros países latinoamericanos. Y en algunos casos lo están logrando con la ayuda de teólogos progresistas sin escrúpulos ni vergüenza.

Que te pareció

Pbro. Jorge Mijangos Puc

Publicado por Pbro. Jorge Mijangos Puc

El Pastor Jorge, ha sido líder del Distrito Yucatan en diferentes etapas de su crecimiento, comisiones, Ministerios, etc. Actualmente es Pastor de una de las iglesias en Mérida de las Asambleas de Dios Mexico. Gran pensador y sabio en la Palabra.

En memoria del Pbro. Delfino Ibarra Plascencia por Pbro. Samuel Vázquez S.

LA ESTRUCTURA DE LAS ASAMBLEAS DE DIOS Pbro. Jorge Mijangos Puc