Buscar
Generic filters
Search in title
33.8 C
Mexico
jueves, octubre 6, 2022
USD $0.00

No hay productos en el carrito.

Buscar
Generic filters
Search in title

Abandona tus antojos y ríndete al Espíritu Santo

Fecha:

Teresa Shields Parker es autora de seis libros y dos guías de estudio, También es entrenadora cristiana de pérdida de peso (consulte su grupo de entrenadores en Overcomers Academy) y oradora, y nos ha preparado unas excelentes recomendaciones para cambiar de hábitos alimenticios, Nos explica acerca de la importancia de rendir nuestra voluntad de lo que consumimos, a Jesús.

¿Qué representan los antojos por múltiples tipos de comidas, dulces, carbohidratos, entre otros? ¿Es algo que Dios no quiere que anheles? ¿Es más importante para ti que Dios? Si lo quieres solo porque lo quieres, puedes estar viviendo siguiendo tus deseos y anhelos en lugar del poder del Espíritu Santo.

Gálatas 5:16, 18 (TPT) nos dice: “Al rendirse a la vida dinámica y al poder del Espíritu Santo, abandonará los anhelos de su propia vida. ¡Cuando tu vida propia anhela las cosas que ofenden al Espíritu Santo, le impides vivir libre dentro de ti! ¡Y los intensos anhelos del Espíritu Santo impiden que tu vida propia te domine! … ¡Pero cuando te entregues a la vida del Espíritu, ya no vivirás bajo la ley, sino que te elevarás por encima de ella!”

Cuando hacemos lo que queremos, no estamos siguiendo al Espíritu Santo. Estamos permitiendo que nuestros antojos nos guíen. La solución, entonces, es entregarse al Espíritu Santo. Me tomó mucho tiempo hacer eso, nos cuenta Teresa; y entender que lo que yo quería no era lo más beneficioso para mí. De hecho, muchas veces los alimentos que ansiaba me dominaban; Me convertí en su esclavo voluntario solo porque los quería (1 Corintios 6:12).

LADRÓN DE CARAMELO

Empezó temprano para mí. Cuando tenía alrededor de 5 años, noté que mi madre guardaba una bolsa de caramelos en la parte superior del gabinete de la cocina. Me encantaban los caramelos, pero estaban fuera de mi alcance. Entonces, cuando ella tomaba una siesta en su habitación, yo acercaba una silla al mostrador, me subía y tomaba un caramelo.

Al principio tuve mucho cuidado y solo tomaba uno a la vez. Sin embargo, pronto quise más, y sentí que lo que quería, lo tenía que tener. Esto continuó durante aproximadamente un año hasta que fui a la escuela y no estaba en casa durante las siestas de la tarde de mi madre.

Sin embargo, una vez en el verano, tuve que tomar un caramelo. Mamá estaba dormida. Me arrastré hasta el mostrador, pero esta vez saqué toda la bolsa porque no había muchos caramelos allí. Me senté en medio del piso dándome el gusto, sin darme cuenta de nada más en la habitación. Yo estaba en el cielo de caramelo.

Es decir, hasta que miré y vi los zapatos de mi madre frente a mí.

“Teresa Kay”, dijo mi madre, “¿qué crees que estás haciendo?”

Levanté la vista y dije: “Tenía hambre”.

«¿Son esos tus caramelos?» ella preguntó.

Negué con la cabeza. «No.»

“Los caramelos son míos, y nunca los volverás a comer sin permiso”, dijo. “Cuando llegas a ser adulto, puedes comprar tus propios dulces y comer todo lo que quieras. Pero ahora mismo, no debes tocar esto.

Agarró la bolsa con las pocas piezas que quedaban y la llevó a su habitación, donde la escondió cuidadosamente para que no pudiera encontrarla.

GALLETAS DE AVENA DE LA ABUELA

Mi deseo por los dulces no desapareció a medida que crecía y pasaba más tiempo con mis abuelos en su granja. Allí, la abuela a menudo me pedía que la ayudara a hacer una gran tanda de galletas de avena. Los comíamos hasta que se acababan todos y luego hacíamos otro lote al día siguiente.

Cuando crecí, cocinaba todas las cosas que la abuela me había enseñado a cocinar. Y sentí que, si quería y comía algo dulce, estaba siguiendo el consejo de mi madre: ahora era un adulto y podía comer todo lo que quisiera. Y comer lo hice.

PELIGRO EN FORMA DELICIOSA

Debido a esa mentalidad, eventualmente llegué a las 430 libras. Un cirujano cardíaco me dijo que me quedaban cinco años de vida si no perdía al menos 100 libras y me mantenía así. Esta época de mi vida fue fundamental porque era la primera vez que me decían sin reparos que mi peso extremo podría llevarme a la muerte.

Me abrió los ojos a los peligros de mi exceso en comidas deliciosas y me ayudó a darme cuenta de que mi excusa de que las quería simplemente porque me encantaba comerlas estaba controlando mi vida. Durante este tiempo me di cuenta de que quería vivir para mi familia y que podía hacer lo que Dios quisiera con mi vida. Simplemente no quería renunciar a los alimentos que amaba. Realmente pensé que no podría sobrevivir sin ellos. Romanos 7:19 (NTV) resume cómo me sentí durante este tiempo: “Quiero hacer lo que es bueno, pero no lo hago. No quiero hacer lo que está mal, pero lo hago de todos modos”.

Mi historia es larga y complicada, pero quiero que entiendas que una de las principales excusas que usé para hacer lo que Dios me dijo que hiciera, dejar de comer azúcar, es que lo quería. Me encantó. lo viví

Al final de Romanos 7, versículos 24-25, Pablo hace una pregunta fundamental y luego nos da la respuesta: “¡Oh, ¡qué miserable soy! ¿Quién me librará de esta vida dominada por el pecado y la muerte? ¡Gracias a Dios! La respuesta está en Jesucristo nuestro Señor. Así que ya ves cómo es: en mi mente realmente quiero obedecer la ley de Dios, pero debido a mi naturaleza pecaminosa soy esclavo del pecado”.

DEJA QUE EL ESPÍRITU SANTO DIRIJA

Jesús es la respuesta. Cuando lo aceptamos, recibimos el Espíritu Santo. Él vive dentro de nosotros para conducirnos y guiarnos, pero tenemos que reconocer Su presencia y pedir Su ayuda. Debemos ser controlados por el Espíritu, sensibles a Su dirección, guía y liderazgo.

En otras palabras, tenemos que quitarnos los tenedores de la boca. Tenemos que dejar la comida. Él no lo hará por nosotros.

Source

Avanza por Mas
Avanza por Mashttps://avanzapormas.com/
AvanzaPorMas.com fue creado por Esteban y Erica Correa en el año 2007 para compartir el amor y palabra de Dios. Al día de la fecha hemos llegado a millones de personas con nuestros mensajes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Popular

- Advertisement -

seguro te gustará tambien esto!
ver tambien

Primera dama de Brasil convoca ayuno y oración por su país: “Clamemos a Jesús”

Al pedir un ayuno por su país, Michelle Bolsonaro dijo por medio de sus redes sociales, que "Brasil es del Señor Jesús", y llamó a todos los cristianos a "clamar a Dios por justicia y liberación".“Pidámosle a Dios que nos libre de los corruptos que saquearon nuestro país. Clamemos por justicia, liberación del fraude y…

¿La ciencia contradice la Biblia? Una respuesta breve a una crítica común

DESCARGA GRATIS LA REVISTA AQUÍ «¿Todavía sigues creyendo en esas tonterías? Estamos en el siglo XXI; la ciencia ya ha demostrado que lo que la Biblia dice no es cierto». ¿Cómo responderías a tu amigo si te hace una pregunta como esta? Quizá te paralices, con la mirada perpleja y sin saber qué responder. Tal…

Llave para el Éxito #2 Supera el rencor y la amargura

Compartir Tweet Compartir Compartir Email Por Esteban Correa «El que encubre sus pecados no prosperará; Mas el que los confiesa y se aparta alcanzará misericordia». Proverbios 28:13 – Reina-Valera 1960. La amargura, el rencor, la falta de perdón y el resentimiento son cadenas que nos atan al pasado, nos encierran en una cárcel que nos…

Vacas rojas llegan a Israel y se cree que sea señal profética del fin de los tiempos

Las vacas rojas fueron una parte integral de los antiguos rituales del templo y una señal para la próxima llegada del Mesías, por eso el arribo de estos animales a Israel ha desencadenado una oleada de especulaciones sobre el significado profético de este evento.Una ceremonia de bienvenida se llevó a cabo en el aeropuerto Ben-Gurión,…
Send this to a friend